martes, 9 de agosto de 2016

POEMA TRISTE Y DE ESPERANZA

Para Alba


Frente a ese carro púrpura la noche
La más eterna noche habitándote
Desde el cóncavo de tu cerebro hasta la mejilla líquida
Calcinada en tu rostro como una estampa.
¡Cuánto de dolor tiene la muerte!
La cúpula del viento al homenaje, vana
Y el rostro de tu ausencia persistente
En el umbral de la casa
En el comedor de la tarde
Y tú allí subiendo la escalera
Atrapados nosotros entre tus recuerdos
Y el ala de tu libertad aleteando en el patio
El verde de tus manos germinando en el suelo
Con tus ojos proyectando el horizonte
Y tu toda entregándote
Con tu rostro tranquilo y sonriente
Que ha llegado hasta nosotros
Como signo de un mejor estar
En la inmaterialidad de tu viaje por el cosmos.



HH Valencia julio de 2016

1 comentario:

  1. Buen homenaje cósmico. Una "Venus de Miló" se inmoratliza en trazos, letras o acordes cada centuria. Jnlps

    ResponderEliminar